Los pensamientos sobre el Perú de Sebastián Lorente

Pensamientos sobre el Perú, fue escrita entre 1850 y 1854  en artículos periodísticos en "La Voz del Pueblo" de Lima y reunida más tarde en un folleto, cuyos contenidos giran en torno a dos partes claramente diferenciadas

En 1855 surgió uno de los primeros trabajos reflexivos sobre el Perú, escrito por Sebastián Lorente (Murcia 1813 – Lima 1884) con el título de “Pensamientos sobre el Perú”, que según Basadre constituye un antecedente de “Paisajes Peruanos” de Riva Agüero y de “Notas sobre el paisaje de la Sierra ” de Mariano Iberico.

Sebastián Lorente, fue un eminente pedagogo español, de ascendencia liberal que vino al país invitado en 1842 para dirigir el recién creado Colegio Nuestra Señora de Guadalupe por Domingo Elías y el español Nicolás Rodrigo.

Su presencia fue altamente positiva para la educación nacional, pues contribuyó a la modernización de la enseñanza e intensificar una labor peruanista en la misma. Como médico aportó al dictado de la cátedra de Fisiología y Medicina Legal por primera vez en el Perú.

En el propio colegio Guadalupe implantó dos cursos vinculados a un mejor conocimiento de la realidad nacional: economía política y estadística.

Trasladado a Huancayo para asistirse de una enfermedad, fundó en la misma ciudad, el colegio de Santa Isabel (1851) del cual llegó a ser su Rector. Fiel a sus convicciones liberales participó en las acciones de Domingo Elías y el mariscal Ramón Castilla en la insurgencia liberal de 1854.

Triunfante en la misma, fue nombrado por Ramón Castilla, Inspector General de Instrucción. Participó en Reforma de la Real y Pontificia Universidad de San Marcos, en la cual obtuvo por decreto supremo del 15 de febrero de 1868 el decanato de la Facultad de Letras, cargo al que fue reelegido en cuatro oportunidades.

Reformó igualmente las escuelas municipales y fundó el industrial de San Pedro. Antes de fallecer, estableció un colegio de primaria y secundaria, llamado “Convictorio Peruano”.

Realizó una proficua labor peruanista al escribir Historia Antigua del Perú (1860); Historia de la Conquista del Perú (1861); Historia del Perú bajo la Dinastía Austriaca (1863 1870); Historia del Perú bajo los Borbones (1871); Historia del Perú desde la proclamación de la Independencia (1876); la Civilización Peruana (1879.) Fue autor de diversos textos de educación secundaria en las áreas de historia, filosofía, castellano etc. Falleció en 1884.

*  Pensamiento político de Víctor Andrés Belaúnde

Pensamientos sobre el Perú, fue escrita entre 1850 y 1854  en artículos periodísticos en “La Voz del Pueblo” de Lima y reunida más tarde en un folleto, cuyos contenidos giran en torno a dos partes claramente diferenciadas: La primera centrada en la descripción del país en su extensión, regiones, desiertos, valles, punas, cordilleras y la montaña; y la segunda en el análisis del hombre de la sierra y de la selva, su situación social, reclutamiento, tributos, costumbres, amores, matrimonio, fiestas, enfermedades, etc.

Describe la servidumbre del indio, señalando su condición socio económica y de degradación moral, causada a su juicio por “la tosca obra de la naturaleza desfigurada por la impía mano del hombre” (4).

Señala, asimismo, que en la comprensión de la palabra Huatanay, río del Cuzco que significa: ¡Huatam Huatam! ¡Ananay! Año por año OH dolor encontramos la explicación de los sufrimientos del indio en la época paternal de los incas, coloniaje y república.

Su denuncia es, sin embargo, dura al referirse al infame proceso de reclutamiento que no distinguía a jóvenes de ancianos, ni vagabundos, productores, ni plateros a quienes se les desarraigaba de sus pueblos para obligarlos a servir al Ejército, expresando por eso que:

Todos fueron igualmente perseguidos como bestias salvajes con piedras, palos y otra suerte de armas; los han traído atados por las manos y la cintura como a viles delincuentes y están aprisionados en el cuartel como peligrosos criminales“. (5)

Su acusación a las autoridades por este hecho es señalada crudamente por Sebastián Lorente quien describe como el abuso de gobernadores, oficiales y hacendados se vuelve venganza cuando se trata de campesinos a quienes se les obliga compulsivamente a servir en el ejército.

Lorente llega a expresar: “¿Y formados de este modo podrían nuestros ejércitos darnos gloria en el exterior, y ser el paladín de la libertad y el orden?” No, que las lágrimas de tantos desgraciados llegan hasta el trono de la justicia eterna, y el Dios de las batallas nos condenan a desastres vergonzosos”. (6)

Describe también, la explotación social y racial de la que es víctima el indio a través del tributo, que es a su juicio símbolo de su esclavitud; como para que conozca una vez más la clase dirigente del país esta situación, manifiesta que:

*  El positivismo en el Perú

El indio no paga una contribución en razón de lo que posee, ni porque debe contribuir como sus ciudadanos a sobrellevar las cargas del Estado; paga porque es indio. Y la paga no sólo el robusto trabajador que está en la edad señalada por la ley; págala también el enfermo incurable   el idiota, el decrepito, el que ya murió”. (7)

Señala que cuando los indios no logran pagar el tributo, se les cobra arrebatándoles sus útiles de labranza, muebles, haciéndoles trabajar y pagándoles como si fueran esclavos y metiendo en la cárcel a sus mujeres.

Y si la situación persiste, se les decomisa la puerta de su casa, se les destecha, se desatan las paredes para hacerse pago con las maderas y los adobes y como si fuera poco se les obliga a vender a sus hijos, para pagar deudas contraídas.

Esta denuncia realizada a partir de la observación que hizo Lorente de su permanencia en la sierra central del país acrecentó más sus convicciones liberales, razón por la cual participó en la Revolución Liberal de 1854.

La importancia de su denuncia radica en que la hace un extranjero quien llega a decir que los indios, vale decir los peruanos de la sierra por la cadena de explotación de que son víctimas, llegan a creer que no poseen lo suyo sino por la gracia del gobierno. “Es extranjero en la patria de sus padres, en su suelo nativo”. (8)

Se encuentra también en la obra que comentamos, un análisis sociológico del “cholito”, el indio esclavizado al salir de la cuna. Crudamente Lorente expresa la existencia de un tráfico de menores, legalizado socialmente por los sectores pudientes de la costa, quienes viajan a la sierra a fin de hacerse de un cholito para los quehaceres de la casa.

A lo más que puede aspirar el cholito dice Lorente es: “A ser bien mimado por las niñas de la casa, y a ocupar en el corazón de ellas un lugar entre el mono y el perrito de faldas: a veces, es el animal de sufrimiento; por lo común su condición es la del esclavo”. (9)

*  El positivismo en el Perú

Describe también la degradación a la que llega el indio cuando se embriaga, pero critica también, en este sentido, al cura de la comunidad por ese mismo motivo.

Se puede decir que, Pensamientos sobre el Perú de Lorente, constituye para la época en que se redactó, en un profundo alegato por los indios, cuya denuncia por la situación descrita tuvo como principal objetivo sensibilizar a la clase política peruana para que rectificasen esta realidad en que los usufructuaban como soldados, gobernadores, hacendados, curas, vale decir el gobierno.

Por eso Basadre expresará que: “Lorente no es ciego ni sordo ante la opresión del indio. Alude con estilo romántico a su servidumbre que se remonta a la época paternal de los incas. Pinta los horrores del reclutamiento, pone al descubierto los abusos del tributo afirma que “el yanacona o indio de hacienda es el siervo de la edad media“. (10)

Los pensamientos sobre el Perú de Sebastián Lorente
5 (100%) 1 vote