Las operaciones psicológicas la Guerra del Golfo Pérsico

Las Operaciones Psicológicas han sido parte de la estrategia militar desde la primera vez que los ejércitos tomaron los campos de batalla. La aplicación de operaciones psicológicas por ambas partes durante la reciente Guerra del Golfo Pérsico representa el capítulo más reciente en una larga historia de operaciones psicológicas realizadas como parte integral de la estrategia militar.

Para comprender mejor el impacto de las operaciones psicológicas, tanto en los combatientes como en los no combatientes, es importante repasar someramente no sólo la definición sino también sus antecedentes históricos.

Se define como Operaciones Psicológicas el conjunto de medidas persuasivas en tiempos de paz o de guerra que se conciben con el fin de influir en las actitudes, opiniones y comportamiento de las fuerzas contrarias, sean éstas civiles o militares, con el propósito de alcanzar los objetivos nacionales.

Estados Unidos establece claramente la distinción entre un programa informativo internacional a nivel estratégico y las operaciones psicológicas a nivel táctico o de campo de batalla. La información internacional es parte de la diplomacia pública y por lo general, es una función de grupos de trabajo intergubernamentales. Estos grupos intergubernamentales se reúnen periódicamente para clarificar las políticas pertinentes a la información a la luz de los acontecimientos sociopolíticos del momento.

Durante la crisis del Golfo Pérsico, y a partir de la invasión que sufrió Kuwait por parte de Iraq ocurrida el 2 de agosto de 1990, estos grupos se reunieron y continuaron reuniéndose después de haber entrado a la guerra la Coalición de Naciones el 17 de enero de 1991, con la finalidad de establecer la orientación estratégica que se le ofrecerá a los planificadores de dicha coalición.

En la realización de operaciones psicológicas militares, los comandantes utilizan diversas técnicas tales como la diseminación de información por medio de altavoces y el lanzamiento de volantes, con el objetivo de generar una Afuerza multiplicadora sin tener que incrementar su ndmero de efectivos. Los que conceptualizan las operaciones psicológicas no tratan con la radio internacional, la televisión o el cuerpo de periodistas.

Para propagar sus ideas tienen que ingeniarse sus propios medios de comunicación. Y asívemos que utilizan casi todos los medios disponibles para lograr sus fines, y en los círculos occidentales, estas personas se preocupan de la veracidad de la información que difunden a manera de ganarse la credibilidad de la audiencia a quienes desean llegar.

A diferencia de los Estados Unidos, el sistema de propaganda iraquíes piramidal, en cuya cima se sienta Saddam Hussein. El control se concentra en la cima y en la base funcionan diferentes células que se desenvuelven tanto de manera pdblica como encubierta.

Un aspecto sobresaliente de la propaganda iraquí es el empleo de palabras y frases de connotación religiosa. Las técnicas de la propaganda iraquí durante la crisis del Golfo Pérsico reflejan el mismo estilo utilizado antes del conflicto, que consistía en recalcar el simbolismo religioso, el nacionalismo árabe y las alabanzas a Saddam Hussein.

Documento: Artículo | Editorial: Airpower Journal | Descargar

5/5 - 3 votos

Descubre más desde Politikaperu

Suscríbete y recibe las últimas entradas en tu correo electrónico.

Descubre más desde Politikaperu

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo