El parlamento y la democracia en el siglo XXI – Una guía de buenas prácticas

«Es una paradoja de nuestra época que se celebre el triunfo de la democracia mientras se deplora al mismo tiempo la pérdida de legitimidad que sufren en numerosos países los parlamentos, institución central de la democracia.

El ejecutivo ocupa un lugar preeminente, la cooperación internacional y la mundialización conducen a decisiones desprovistas de control democrático, y la ciudadanía se pregunta si los actuales procesos políticos pueden verdaderamente dar lugar a parlamentos capaces de representar toda la diversidad de intereses existentes.

Cabe entonces preguntarse qué significa realmente un parlamento democrático. El presente manual contesta a la pregunta enunciando cinco características centrales a las que debería responder todo parlamento: debería ser representativo, transparente, accesible, responsable y eficaz. Se dan ejemplos de cómo los parlamentos, de forma concreta, cumplen con dichas características.

Sin ninguna duda, los parlamentos deberán estar dispuestos a analizar qué es lo que hacen bien. Muchos lo hacen ya, como lo muestra ampliamente este manual.

Será también preciso determinar en qué ámbitos no responden a los retos de la época y en qué medida pueden inspirarse en las prácticas de otros parlamentos.

Su respuesta colectiva determinará en buena parte la pertinencia de la institución parlamentaria en los años venideros.

Espero por ende que esta modesta primera guía sobre el tema sea de utilidad para las asambleas legislativas y para todos los protagonistas involucrados, de cerca o de lejos, en la reforma parlamentaria.

Se juega en ello una cuestión de primordial importancia: nada menos que la calidad de la democracia en el siglo XXI». (Pág. 8)

Tipo de documento: Libro Electrónico | Editorial: Unión Interparlamentaria

Califica post